Devocional Colosenses 1:15-23

Escrito por el junio 13, 2019

*Él es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación. Porque en El fueron creadas todas las cosas, tanto en los cielos como en la tierra, visibles e invisibles; ya sean tronos o dominios o poderes o autoridades; todo ha sido creado por medio de Él y para Él. Y Él es antes de todas las cosas, y en Él todas las cosas permanecen. Él es también la cabeza del cuerpo que es la iglesia; y Él es el principio, el primogénito de entre los muertos, a fin de que Él tenga en todo la primacía. Porque agradó al Padre que en Él habitara toda la plenitud, y por medio de Él reconciliar todas las cosas consigo, habiendo hecho la paz por medio de la sangre de su cruz, por medio de Él, repito, ya sean las que están en la tierra o las que están en los cielos. Y aunque vosotros antes estabais alejados y erais de ánimo hostil, ocupados en malas obras, sin embargo, ahora Él os ha reconciliado en su cuerpo de carne, mediante su muerte, a fin de presentaros santos, sin mancha e irreprensibles delante de Él, si en verdad permanecéis en la fe bien cimentados y constantes, sin moveros de la esperanza del evangelio que habéis oído, que fue proclamado a toda la creación debajo del cielo, y del cual yo, Pablo, fui hecho ministro.*

Colosenses 1:15-23 LBLA

¿Quién este Jesús en el que los colosenses (y nosotros) han creído? No es un espíritu, un profeta, un maestro, un hombre bueno simplemente. En estos versículos Pablo nos muestra, de la forma más explícita y bella la gloria de Jesús el Señor.

Él es Dios, Dios haciéndose cercano a nosotros, haciéndose visible. Él es el origen, la causa y la razón de TODO, absolutamente todo. Él es sobre todo, Eterno, Majestuoso.

Y sobre todas las cosas, Él es el origen, la causa y la razón de nuestras vidas. Él es la Cabeza de su cuerpo, la iglesia, Él es nuestra vida, Él es nuestra justicia, Él es nuestra reconciliación, Él es quien nos santifica, Él es nuestra resurrección, Él es nuestra esperanza. Él es nuestro todo, porque nosotros somos de Él.

De esto se trata el Evangelio, de la belleza de Cristo, nuestro Hacedor, haciéndose uno de nosotros para reconciliarnos con Él.

¿Tenemos presente, cada día, que Él es todo lo que necesitamos, que Él, y sólo Él, es suficiente? ¿Nos maravillamos al saber que el amor de Dios es tan grande que se hizo carne por nosotros?

Dios nos bendiga en este día!


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Continuar leyendo

En Vivo

Transmitiendo desde Palacaguina, Nicaragua.

Canción actual

Title

Artist